Tutorial sobre Drone para Búsqueda y Rescate, Incendios y Vigilancia

16 Nov Tutorial sobre Drone para Búsqueda y Rescate, Incendios y Vigilancia

Tú conoces las condiciones ambientales a las que te vas a enfrentar al usar el dron para estos cometidos, que no serán normalmente las ideales de viento en calma y sin lluvia, y sobre que superficie lo vas a emplear, tierra o agua, y estas son las características principales a las que necesitas adecuar tu RPA.

 

Un drone que puede volar 75 minutos no sirve si no soporta los vientos que se presentan normalmente cuando una búsqueda se hace necesaria, o se declara un incendio forestal importante en el área geográfica en la que se va a operar. Lo mismo ocurre con la resistencia al agua; no llueve los mismos días al año en Asturias que en Andalucía. Asimismo, si se fuera a usar la aeronave sobre el mar o lagos, que el UAV sea totalmente resistente al agua es un factor importantísimo a tener en cuenta.

 

Si tienes pensado equipar al dron con una cámara térmica, además de la de visión HD para búsqueda nocturna o sobre el mar, es necesaria la transmisión de las dos señales de video, si es al mismo tiempo, para visionarlas en dos pantallas la vez, mucho mejor.

 

Otro factor importante es la encriptación de la señal de video, es decir, que sea prácticamente imposible que las imágenes que transmite el drone puedan ser captadas por otro receptor que no sea el del piloto, dada la especial crudeza de las mismas en determinadas situaciones que pueden darse en la búsqueda de personas.

 

Un aspecto más a tener en cuenta es si el RPA es transportable en maleta o mochila, para que el piloto pueda acceder lo más cerca y alto posible del lugar de búsqueda, aumentando así el tiempo de vuelo y reduciendo la posibilidad de interferencias en la trasmisión de radio y video.

 

El rango operativo, es decir, la distancia a la que es posible controlar el dron, es importante, pero hay que adecuarlo a la autonomía de vuelo; si la aeronave no puede volar más de 15 minutos, seguro que no podrá alejarse del piloto más de 3 ó 4 kilómetros, por lo que equiparla con un sistema de transmisiones de hasta 70 km parece exagerado, pero, si hay presupuesto, cuanta más azúcar, más dulce; recordamos que los operadores habilitados podrán realizar, bajo su responsabilidad, vuelos que no se ajusten a las condiciones y limitaciones generales en situaciones de grave riesgo, catástrofe o calamidad pública, así como para la protección y socorro de las personas y bienes en los casos en que dichas situaciones se produzcan, cuando sean requeridos por las autoridades responsables de la gestión de dichas situaciones.

 

Por último, el autopiloto y el equipo de radio/video es interesante que sean ampliables o modificables en un futuro cercano, ya que cada día aparecen nuevos sensores y periféricos que podrían instalarse a bordo y, de esta forma, retrasar el momento en el que el drone, dada la velocidad a la que avanza esta tecnología, irremediablemente quede obsoleto.

 

Esperamos que estas breves nociones técnicas te hayan servido de ayuda para conocer tus necesidades y poder contactar con un fabricante que las pueda aglutinar en un drone que te resulte útil y rentable; si las dos partes ahorran tiempo y dinero, Dronepedia ha cumplido con su cometido y nos damos por satisfechos.

Si necesitas alguna información adicional estamos a tu disposición en el correo consultas@dronepedia.es

 

FELIZ VUELO

Sin Comentarios

Publicar Un Comentario

*